Todo sobre Cheverny, el castillo del Loira que inspiró a Moulinsart

El castillo de Cheverny es un castillo situado en el valle del Loira, en el departamento de Loir-et-Cher, en la región de Sologne. Clasificado como monumento histórico desde 2010, el castillo de Cheverny fue construido en el siglo XVII y diseñado por Jacques Bougier, arquitecto que fue responsable de la creación de parte del castillo de Blois, situado a pocos kilómetros. El castillo de Cheverny es el segundo castillo privado más visitado del Valle del Loira, después del castillo de Chenonceau. También se sabe que inspiró a Hergé para crear el famoso castillo de Moulinsart. En este artículo, nos ocuparemos de la historia del castillo de Cheverny, de su arquitectura y sus jardines, y de su relación con las aventuras de Tintín, el famoso personaje de cómic creado por Hergé.

La historia del castillo de Cheverny

En el siglo XIV, las tierras de Cheverny fueron confiadas a un tal Jean Hurault. En 1551, Diana de Poitiers, favorita del rey Enrique II, adquirió el antiguo castillo, pero como la venta era contraria a la ley de la época, tuvo que devolverlo a Jacques y Philippe Hurault, hijos del antiguo propietario. En 1596, Jacques Hurault transfiere la propiedad de Cheverny a su hijo Henri. En 1604, Henri Hurault, conde de Cheverny, se casó por segunda vez con Marguerite Gaillard de la Morinière, antes de ser retirado por el rey. Marguerite Gaillard, que estaba a cargo de la finca, decidió construir un nuevo castillo para reemplazar la antigua fortaleza que había pasado de moda. En 1630, la antigua casa fue arrasada y se encargó al arquitecto Jacques Bougier la supervisión de la construcción del nuevo edificio, mientras que la decoración se confió a Jean Mosnier. Los jardines franceses, hoy desaparecidos, fueron diseñados por Gilles Guérin, un escultor que ya había trabajado para el castillo de Versalles. Las obras del nuevo castillo de Cheverny finalizaron en 1634. En 1654, Cécile Elisabeth, marquesa de Montglas, una de las dos últimas herederas del matrimonio Gaillard-Hurault, compró la parte de su hermana para convertirse en la única propietaria de Cheverny.

Durante los siguientes 150 años, el castillo de Cheverny cambió varias veces de propietario. En 1825, tras haber escapado a la Revolución Francesa, la finca de Cheverny fue confiada a Victor Hurault, marqués de Vibraye. En 1922, el castillo de Cheverny se abrió al público.

El Gran Salón del Castillo de Cheverny

La arquitectura del castillo de Cheverny

El castillo de Cheverny está construido en un estilo clásico y homogéneo, en piedra de Bourré, una piedra del pueblo que tiene la particularidad de blanquearse y endurecerse al envejecer. Los tejados de los pabellones laterales de forma cuadrada, rematados por campanarios calados, enmarcan los tejados franceses. El interior del castillo consta de los siguientes elementos:

  • El comedor: decorado con 34 paneles de madera pintados por Jean Mosnier, el comedor del castillo de Cheverny ilustra la historia de Don Quijote y su mobiliario, principalmente de roble macizo, data del siglo XIX. En la sala destaca una chimenea monumental coronada por un busto del rey Enrique IV.
  • Una escalera clásica de piedra conduce a los pisos.
  • El gran salón: consta de una mesa de estilo Luis XVI y un conjunto de cómodas y sofás de los siglos XVII y XVIII.
  • La galería: una galería decorada con retratos conduce al pequeño salón y a la biblioteca del castillo de Cheverny.
  • El pequeño salón: compuesto por muebles de estilo Imperio, el pequeño salón de Cheverny presenta también 5 tapices de Flandes.
  • La biblioteca: las paredes de la biblioteca de Cheverny están revestidas de paneles y albergan cerca de 2000 libros y colecciones completas.
  • La sala de los tapices: decorada con 5 tapices flamencos del siglo XVII, la sala de los tapices de Cheverny está amueblada principalmente con sillones de estilo Regencia y una cómoda de estilo Boulle de la época de Luis XIV.
  • La sala de armas: La sala de armas es la sala más grande del castillo de Cheverny. Decorada por Jean Mosnier, expone una colección de armas y armaduras de los siglos XV, XVI y XVII. Una chimenea restaurada de estilo renacentista con pan de oro adorna la sala.
  • El dormitorio del Rey: el dormitorio del Rey es la habitación más decorada de Cheverny con sus 8 tapices que datan de 1640. Los cuadros de inspiración italiana adornan el techo y una cama con dosel del siglo XV está cubierta con cenefas persas.
El jardín de tulipanes del castillo de Cheverny y sus 250.000 bulbos plantados en otoño

El parque y los jardines del castillo de Cheverny

El parque del castillo de Cheverny se extiende a lo largo de un centenar de hectáreas y está construido en torno a magníficos árboles como secuoyas, cedros y tilos, así como a grandes extensiones de césped. El camino principal frente al castillo está decorado con 157 cedros y tiene 6 kilómetros de longitud. El parque del castillo de Cheverny alberga ahora 6 jardines temáticos que cambian con las estaciones.

  • El huerto de Bouquetier: este huerto se encuentra frente a la sala de trofeos del castillo de Cheverny. El jardín mezcla flores y verduras de temporada para ofrecer una visión colorida. En el centro del huerto hay una fuente y un sistema de acuaponía que alimenta las plantas con los excrementos de los peces. Las flores del huerto de Bouquetier también contribuyen a decorar las estancias del castillo de Cheverny durante todo el año.
  • El jardín de los aprendices: creado en 2006 en el marco de un proyecto de reinserción, el jardín de los aprendices ocupa el antiguo emplazamiento del jardín francés, ya desaparecido. El Jardín del Aprendiz combina las características de los jardines formales y de los formales. El jardín de los aprendices está situado entre el castillo y el invernadero, y también ofrece una vista sin obstáculos de la fachada norte.
  • El jardín del amor: este jardín es un homenaje al amor, la vida y la familia. Está decorado principalmente con esculturas monumentales de bronce, llamadas Aurora, las dos hermanas, el preludio, la caída, la ola y los dos árboles.
  • El jardín de los tulipanes: este jardín está adornado con más de 250.000 bulbos de tulipán de la variedad «triumph» plantados en otoño. Los tulipanes forman una cinta de 250 metros de largo y 12 de ancho que serpentea por el parque desde el estanque. En la finca de Cheverny florecen otros 100.000 tulipanes en el jardín de aprendices y en el jardín de flores. 7 jardineros trabajan todo el año para crear este colorido espectáculo natural.
  • El laberinto: el laberinto es un espacio que hace las delicias de grandes y pequeños. El jardín del laberinto, aparecido en el siglo XV, también simbolizaba el orden y la domesticación sobre la naturaleza.
  • El jardín dulce: este nuevo jardín se creó tras la segunda contención. El jardín dulce es un huerto francés con 370 árboles y arbustos repartidos en una hectárea. Situado entre la fachada norte del castillo y la orangerie, el jardín dulce abre las puertas a un mundo infinito de sabores y variaciones de fruta.
Hergé, el creador de Tintín, se inspiró en Cheverny para ilustrar el castillo de Moulinsart

Castillo de Cheverny y Moulinsart

Durante el periodo de entreguerras, Hergé, buscando un modelo para ilustrar el castillo de Moulinsart, se decidió por el castillo de Cheverny, al que sacó de sus dos alas y porque respondía perfectamente a su técnica: la línea clara. Con su perfecta simetría y sobriedad, el castillo de Moulinsart estará en la mente de todo lector de las aventuras de Tintín. Residencia del capitán Haddock y sus amigos, el castillo de Moulinsart está presente o se menciona en 10 de los 24 álbumes del famoso reportero y aparece por primera vez en «el secreto del unicornio». Gracias a la venta de la patente de su submarino con forma de tiburón, el profesor Tournesol permitirá al capitán Haddock adquirir Moulinsart. Del mismo modo, es mientras recorren el castillo cuando Tintín y el capitán Haddock descubren el tesoro de Rackham el Rojo en los pasadizos subterráneos del castillo. Para crear el castillo de Moulinsart, Hergé se inspiró también en el interior del castillo de Cheverny, así como en su mobiliario, gracias a un folleto turístico que describía esta famosa finca situada a pocos kilómetros de Blois.

En 2001, una colaboración entre la Fundación Hergé y el Château de Cheverny permitió acoger una exposición permanente titulada «Los secretos de Moulinsart». Esta exposición interactiva, única en Francia, ocupa 700 m² y permite una inmersión a escala real en las principales salas de Moulinsart, ¡así como en el laboratorio del profesor Tournesol!

El castillo de Cheverny se encuentra a 2,5 horas de París y a pocos kilómetros del castillo de Chambord y del zoológico de Beauval. Abierto al público, el castillo también puede ser privatizado para recepciones o seminarios de empresa. Las estancias con suites también están disponibles para particulares en las dependencias del castillo: ¡8 lujosas suites le dan la bienvenida para una estancia inolvidable en el corazón del Valle del Loira!

Para más información, visite la página web de Cheverny: www.chateau-cheverny.fr

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

INSTAGRAM

SPONSOR

spot_img

LATEST

Todo lo que necesitas saber sobre las 24 Horas de Le Mans

La competición automovilística 24 Horas de Le Mans es una de las carreras de resistencia automovilística más famosas del mundo, al igual que el...

Descubriendo Etretat y sus acantilados

Etretat es una comuna francesa ubicada en Normandía y famosa por sus acantilados de tiza blanca que se elevan hasta 80 metros. Ciudad balnearia...

Miss Francia: todo sobre el famoso concurso de belleza

Desde su creación en 1920, el concurso de belleza Miss Francia ha sido un acontecimiento importante en el panorama cultural francés. Organizado cada año,...

El Palacio de Versalles, el castillo más grande del mundo

El Palacio de Versalles es un verdadero símbolo de la grandeza francesa. Este magnífico palacio ubicado cerca de París ha sido el hogar de...

Champaña, la bebida chispeante de las fiestas

¿Qué podría ser más festivo que una taza de burbujas? Si hay una bebida que es sinónimo de fiesta y celebración es el champán....